macha

Diosa Macha Leyenda

DIOSA MACHA

Y

CRUNNCHU

 La diosa Macha y Crunnchu Mac Agnoman  se conocieron cuando él era un noble rico del Ulster.

Diosa Macha leyenda
La diosa Macha, una bella leyenda celta de la diosa Irlandesa

Crunnchu tenía cuatro hijos pero acababa de enviudar. Macha, lo observaba desde la esfera celeste que sólo disfrutan los dioses, y de vez en cuando paseaba por los bosques adoptando apariencia de una  joven bellísima y así fue que  se enamoró de él.

Un día la diosa adoptó el aspecto de una hermosa mujer, y se presentó en su casa y se ofreció a Crunnchu para  organizarle el hogar y poner órden entre sus criados. Crunnchu estaba tan necesitado de ayuda que aceptó encantado. No entendía tanta generosidad en el ofrecimiento, y se quedó algo intrigado, pero sin atreverse a decir nada, no fuera a ser que desapareciese la ayuda que tanto necesitaba.

Por la noche, ambos compartieron la cena, sin que el noble caballero se atreviera a decir palabra, ya que temía que Macha desapareciere como un espíritu.

Macha puso en juego todas sus armas de mujer que dominaba con la perfección de tanto aprendizaje en su vida inmortal, así que sedujo sin problema a Crunnchu. Esa noche fue mágica y acabaron firmemente enamorados haciendo el amor.

De este modo y de acuerdo a la tradición celta, Macha y Crunnchu, se habían convertido en esposos

Macha, no olvidemos que era una diosa y tenía como animal totémico el caballo (de ahí que se asocie también a Epona, Edain y a Rhiannon) así que le gustaba galopar en ellos, o correr tanto como ellos. Macha corría y corría alegre y feliz junto a sus caballos, tal que si fuera uno de ellos. Y su afición la practicaba cada amanecer antes de que nadie la viera, cuando todos dormían, se iba a los bosques y otros animales la seguían con júbilo en sus carreras.

diosa Macha leyenda de la diosa
La diosa Macha le gustaba correr con sus caballos

En la casa reinaba la felicidad. Macha como diosa de fertilidad y prosperidad hizo que la vida de Crunchu mejorara en todo.

El número de caballos de Crunnchu aumento considerablemente.

El dinero también abundó en aquella casa y con el tiempo, la fertilidad también llegó a la diosa Macha que quedó embarazada.

Un día ocurrió algo. Crunnchu era una persona influyente y de poder en su comunidad, y como tal, debía asistir a reuniones, asambleas, festivales etc..

Macha estaba temerosa, pues tenía un mal presentimiento, como diosa que era y a pesar de haber elegido ser mortal, aún le quedaban ciertas atribuciones propias de los dioses. Así que pidió a su esposo que no fuera.

A pesar de los ruegos de Macha, Crunnchu se vio obligado a asistir a las asambleas anuales. Macha le advirtió que cualquier comentario sobre la relación que los unía podría atraer todo tipo de desgracias, incluso llegar a separarlos.

Macha le suplicó que se quedara, pero fue en vano. Un noble de su categoría estaba obligado a concurrir. El mismísimo Rey de Ulster, el rey Conchobar, presidiría la reunión, así que Crunnchu fue, pero prometió no decir palabra de su relación con Macha

Sin embargo, ocurrió que en  un momento, cuando algún noble presente en el lugar alabó la velocidad de los caballos de Crunnchu, no sabemos si por influencia de la cerveza que se bebía sin límites, Crunnchu, rompió su promesa…y habló de su mujer.

Crunnchu se soltó la lengua, y sin pudor ni prudencia, dijo que su mujer era capaz de ganarle en una carrera a cualquier caballo del mundo.

El rey Conchobar, escuchaba atentamente…y  desafió al noble:

Macha diosa irlandesa leyenda celta
Conchobar el rey, desafió a Crunnchu, a que Macha hiciese una carrera con los caballos

“si lo dicho es verdad… que tu mujer venga y nos lo demuestre, y si no fuera así, tú mismo morirás por decir tal tontería” dijo el mismo rey

Crunnchu no supo reaccionar, se vió metido en un buen lío del que no sabía como salir.

Llegó a casa apesadumbrado y le contó a Macha con todo su pesar lo ocurrido.

Fue así que Macha se vió forzada a concursar, pues si no lo hacía, matarían a su marido. Su amado Crunnchu. Le recriminó, le riñó y lloró impotente, pero al final, tuvo que ceder por amor a su marido a aceptar el desafío.

Macha estaba embarazada, así que pidió un aplazamiento de la carrera para no poner en peligro al niño con el embarazo, sin embargo, el rey y su corte no fueron comprensivos ni benévolos y obligaron a Macha a hacer la carrera.

Macha leyenda de la diosa
Macha corrió la carrera para salvar a su marido. Aún estando embarazada, no tuvieron compasión de ella

Macha, entró en el reto. Macha corrió y corrió tan veloz como pudo, y venció  a todos los caballos.

sin embargo al llegar a la meta, cayó  rendida al suelo y a causa de tales esfuerzos, se le adelantó  el parto.

Macha diosa celta
Macha corrió como un caballo más, pese a su embarazo, éso hizo que se le adelantara el parto

 

Macha parió dos gemelos, allí en la meta, en el suelo, la diosa parió como un animal, y  entre tanto dolor,  que todos los que allí estaban, se dieron  cuenta,( aunque tarde para enmendar nada) de la brutalidad que habían cometido contra aquella madre…Macha.

diosa Macha dio a luz a dos gemelos
Macha la diosa celta, tuvo tras un duro parto a sus dos gemelos

Sin embargo, Macha, valiente se puso en pie, y maldijo a todos los presentes, diciéndoles su naturaleza de Diosa.

La diosa habló.

diosa macha leyenda
diosa macha habló con justicia a todos

“Realmente sois crueles vosotros los hombres. Los orgullosos hijos del Ulster os habéis comportado como demonios. Hasta los animales tienen más compasión que vosotros. No os comprendo, me avergüenzo tanto de vosotros que me niego a que ésto vuelva a ocurrir a nadie más. Pagareis con el castigo vuestra cobardía e impiedad ya que os aseguro que cada vez  que el reino del Ulster esté en peligro, sentireis  los mismos dolores de parto que yo he sufrido. Pero el dolor no será rápido, sufrireis durante cuatro días y 5 noches.”

El castigo se dice que duró 9 generaciones.

colgante de plata diosa MACHA
colgante diosa Macha en plata de ley que puedes comprar en nuestra tienda online

Macha vivió con su amado Crunnchu muchos años más, y la fertilidad nunca faltó en su casa. Pero decidieron irse a un lugar más tranquilo, lejano , y Crunnchu jamás volvió a hablar a nadie de su esposa amada ni a beber cerveza.

Diosa Macha leyenda
La diosa Macha, una bella leyenda

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *